Los secretos de un liderazgo ejecutivo efectivo

En todos los proyectos debe haber liderazgo para que la organización y el control de las tareas sea efectivo. En el caso de las empresas, este rol es importantísimo porque ordena y planifica todas las acciones que se van a tomar para que los planes lleguen a buen puerto.

El liderazgo ejecutivo trabaja sobre un esquema en el que pueden existir muchos actores, pero lo más importante es que la conducción se asegure de modificar, incentivar y “ordenar” las conductas de las personas que forman parte de un proyecto de acuerdo a las exigencias.
Los objetivos de un plan de trabajo impulsados por un liderazgo ejecutivo eficaz pueden ser superados y mejorados, y para eso es necesario que la persona con estas aptitudes sepa elegir de forma estratégica e inteligente de acuerdo a los requerimientos, sin dejarse influenciar por cuestiones personales o aspectos emocionales.
Para ser un buen líder en este campo debemos tener en cuenta nuestras capacidades analíticas para analizar situaciones en forma previa. Esta habilidad permite observar todos los aspectos dentro de un proyecto anticipando posibles inconvenientes, asegurándose a la vez que las metas van a poder ser cumplidas según lo planeado.
Es clave en esta habilidad la capacidad del líder de formarse un mapa mental con toda la estructura proyectual para conocer cada camino o desvío posible. Un conductor analítico encargado de estos aspectos debe ser responsable, manejar muy bien sus emociones y ser muy equilibrado.
Por otro lado, los líderes ejecutivos son personas directas que pasan de la declaración a la acción. Son individuos pragmáticos y ejecutan los proyectos en forma ordenada, con integridad y ética profesional, sin dejar de lado cosas a medio hacer o libradas al azar.
La motivación por el alcance de los objetivos es una característica inconfundible de este tipo de líderes, ya que se enfocan de forma casi exclusiva en ese factor determinante. El compromiso es una de sus habilidades más sobresalientes.
El líder ejecutivo es una persona eficiente y se mueve de forma eficaz en búsqueda de los objetivos de un proyecto. No importa si tiene a cargo a un grupo importante de personas o son pocos los miembros de un equipo, lo que valida sus aptitudes son su capacidad de concentración en las tareas, la concreción de los planes de la organización y su tenacidad.
¿Cómo puedo ser un buen líder?
Primero tenés que ser coherente con tus pensamientos y acciones y demostrar credibilidad. Ser una persona con principios y compartir el crédito de tu trabajo te va a ayudar a empezar a formarte como un líder ejecutivo. Si considerás poseer esas características, vas muy bien!
Para liderar también es necesario poder inspirar a los demás. Ser carismático y apasionado es un imán asegurado para conseguir que la gente te siga y te valide.
El líder es una persona valiente que no le teme al riesgo, pero respeta sus implicancias y consecuencias. Es necesario poseer una gran voluntad para enfrentar situaciones y tener la sangre lo suficientemente fría para guiar procesos complicados sin miedos paralizantes.
Adaptarse al cambio de forma rápida es una característica clave del liderazgo que puede ser entrenada y desarrollada. Tener la “cintura” suficientemente flexible para reubicarse o replantear las estrategias en medio del camino para solucionar problemáticas es una condición muy valiosa.
Por último, valorar y validar la palabra del otro. Escuchar lo que los demás miembros del equipo tienen para aportar y jerarquizar la ideas para extraer lo mejor para el proyecto es una cualidad innata de los líderes ejecutivos.
Es importante que sepas que todas estas habilidades y características, -que podés poseer naturalmente o no-, pueden ser desarrolladas con constancia o con una guía externa.
Las consultorías sobre liderazgo ejecutivo de Parole son ideales si lo que buscás es empezar a potenciar tus habilidades de liderazgo en tu ambiente de trabajo, no importa si es en una empresa grande, mediana, PyME, si sos un profesional o simplemente un curioso. Todos podemos liderar, ya que esta herramienta nos sirve tanto en trabajo como en la vida social y familiar.

Comentarios

Entradas populares